09 November, 2008

Van unos cuantos meses que este blog no tira. No se por que. He tenido más tiempo que nunca pero era inútil encender el ordenador. Tampoco he leído otros blogs. Apenas algún libro. Los meses han pasado volando. Mucho sofá. La agonía de los últimos días del despacho. Unas nóminas sin cobrar. Un despido sin despido formal de una empresa que desaparece. Eso, tras algo que si no era un mobbing del Gran Lerdo poco le faltaba (por cierto, que el Gran Lerdo me ha tratado de agregar en Facebook y otras redes, yo no he aceptado claro, pero ¿no es curioso? Tambien me llama de vez en cuando para pedirme consejo para su nuevo trabajo, ya no le contesto, y por favor Fernando, no te vayas a Ferrari). Una búsqueda de trabajo, a ratos frustrante, y la amenaza de que la cosa se me pusiera muy difícil por la crisis, sin cobrar nada y sin encontrar trabajo. Me confirmaron que ya estaba como grupo subvencionado, pues que bien, aún joven (digo yo), preparada, con experiencia, sin cargas...y me tienen que subvencionar para encontrar trabajo, teniendo en cuenta que para jubilarme me faltan más años que los que llevo trabajados, es de lo más alentador. Los rumores que llegaban de Italia acerca de la empresa que todavía no me había despedido confirmaban que estos dos años no han sido normales. Los dueños en la cárcel, la prensa italiana, la rosa, la económica y la amarilla, publicando día a día un nuevo detalle. Coches de lujo. Docenas de Rolex. Un avión privado. Ostentosas mansiones. Drogas. Todo eso venía de lejos, de cerca el Gran Lerdo y El Maligno de los Pantalones Verdes. Por fin un juicio y poder cobrar el paro.
.
.
Y aparte de todo eso, un verano al sol, de tardes en el parque con algún amigo tambien parado y los perros jugando. Charradas tontas y risas fáciles. La falta de valentía para tomar una decisión radical, tantas veces soñada, y cambiar totalmente de vida, de irme a cualquier parte. Unos meses difíciles en los que una lavadora y un microondas estropeados con un día de diferencia y una cuenta en numeros rojos, podían tomar un protagonismo que no les correspondía. En esas apareció otro prícincipe, pero se volvió rana en seguida, desde luego quedó muy lejos de inspirar un nuevo Love Post Project.

Y así estamos. He cerrado un capítulo y estoy empezando otro. Las cosas vuelven a su cauce "normal". Después de múltiples entrevistas y las correspondientes anécdotas, por fin un nuevo trabajo. Tal como está las cosa, he tenido suerte. Esta vez entre maquillajes y pintalabios ( y mira que yo soy de lo más grunge) y con rol de jefa, más bien jefecilla en una empresa seria. En estos dos años, espero haber aprendido algo, sobretodo del Gran Lerdo: como no puede ser un jefe y sobretodo espero haberme hecho más fuerte y no gastar más energía de la necesaria en un trabajo mercenario más y gastarla en mi propia vida, que falta me hace. Time is on my side

Y por ahora, ando pensando que hago con el blog, que después de leer algunas entradas antiguas me da hasta vergüenza pensar que las he colgado, y no es solo por las comas y los acentos. Lo echo a faltar, si, pero no se si me apetece escribir. Supongo que es ponerse y coger ritmo. Ya veremos. Hoy solo es de prueba, a ver si rompo el hielo

16 comments:

Carlota said...

Un buen resumen de estos meses... muy bueno lo del Lerdo, jeje... me alegro por tu nuevo trabajo, y lo del blog, pues es como dices, ponerte de nuevo, pero tiene que surgir la necesidad de escribir... y entiendo en parte la pereza. Decidas lo que decidas, bien hecho estará. Mucha suerte con esa nueva vida. Besos.

Antihéroe said...

La espera ha valido la pena. Uno cuantos meses que el lector de tu feed estaba de capa caída, como tú en general con picos de subida. Siempre de subida. Y voilà! Esa, la del blog, parece que vuelve, por fin, a tomar y retomar. O tal vez a enseñar la patita. ¡Pero lo hace tan bien! Un nudo hasta la mitad del post, como en las mejores películas que a partir de la mitad empiezan a recomponerse y explican la historia. Me alegro de leerte. Y de leerte así de fuerte, de decidida y de valiente. Un abrazo :)

nancicomansi said...

Pues oye...se me había ya hecho un nudo en el estómago con lo del despido, el paro, los lerdos y demás jerifaltes con Rolex y cochazos (para estrangularlos, vamos...)y me sales con lo del nuevo trabajo...y se deshizo del todo; aunque no ter parezca el ideal (seguramente no lo será, pero al menos no pareces haber bajado de "categoría", y desde este "balcón" laboral se pueden contemplar las cosas con más serenidad y calma...felicidades de corazón, repito).
Y lo escribir o no en el blog, va por etapas; si necesitas desconectar y descansar de ello, pues adelante. Volverás renovada y muchas "otras" suculencias nuevas que contarnos...
Tiempo al tiempo. Verás como todo va "recolocándose" poco a poco.

un beso.

eSadElBlOg said...

carlota, si es que al final va a resultar que echamos a faltar al Lerdo ;). Muchas gracias. Besos para ti tambien.

antiheroe,gracias por esperar y tu donde andas? que desapareciste sin mas!

nanci, cielito, siento lo del nudo, no trataba de ser dramática pero esta vez no pude frivolizar...de todos modos, el nudo no sria por a cancion? ja ja es una de mis favotita de los rolling (si,ya se que es mas cool decir stones, pero a mi me mola mas "los rolin")

Gwynette said...

Pero donde te había metido, criatura? -laboralmente hablando- O_O

..y al Gran Lerdo, ni agua, oye! :-)

Suerte en todo lo nuevo que emprendas, y por aqui estamos, rondando, enredad@s...

Besitos

Pi said...

Ay! no veas cómo me identifico con eso que cuentas, yo también veo mi Cardhu de capa caída, de stand by demasiado byebye, pero ¿sabes qué creo? que no hay que tomar decisiones definitivas con esto del blog, porque de repente te sale escribir "cualesquier pendejada", y fíjate, Sin Causa aparente sigue vivo el blog y una misma. Que la vida cotidiana no puede podernos, mujer!
Que a este 2008 tan crítico ya le queda poquito!
un abrazo!

sr Miyagi said...

Si, un resumen divertido... Me sentía como al final de una peli cuando dicen que le ha deparado el futuro a cada personaje... jejej

Que fuerte lo de tu anterior trabajo. Al menos era inspirandor porque me flipaba la conspiracion contra el Gran Lerdo y El Maligno, que risa... Espero que te vaya bien en el nuevo trabajo.

No te preocupes, si no tienes ganas de escribir o leer tan a menudo... Ahí estan los blogs que no van a desaparecer. Aunque yo no escriba tan habitualmente ya sabes donde puedes encontrarme, de vez en cuando me paso por si he tenido la visita de algún amigo...

Muchos besos! Que te vaya muy bieenn! :)

misántropo said...

La verdad es que como prueba suena poco convincente, Esa; pero nunca está de más saber que sigues escribiendo. A mí me gusta.

Ánimo. Y déjate de excusas; que no está el horno para cojudeces.

Un abrazo.

Castigadora said...

Al menos nos pones al día de tus progresos espero que nuevo curro te motive al menos un mínimo y no nos dejes solos!!

Besos

Ñoco Le Bolo said...

Solo has astillado el hielo... y es un buen recomienzo. Deseamos que lo rompas definitivamente y eches tus barcos a navegar, que hay mucho mar por delante.

hala, ya!!!
___
ñlb


había dejado el comentario en el post anterior.

Besos
_____

Zebedeo said...

Bienvenida a la república indedependiente de tu nueva vida. Puff, eso quedaría muy grande en tu felpudo, así que mejor pon ¡soy libre! Pasé de una empresa de mierda a otra que esperemos sea la empresa de mi vida. ¡Enhorabuena! y como dicen en Méjico "que te vaya bonito"

Ninguno que yo sepa said...

grunge? quien lo hubiera dicho... leyéndote... jefecilla, jefecilla, lo que nos toca trabajar hoy en día, verdad?

apetecer, apetecer, qué apetece de verdad? y no sólo eso, sino lo que nos apetece es lo que de verdad nos apetece o es sólo una imagen de lo que desearíamos que fuera y no puede ser?

no sólo eso, si se me permite desde mi profunda ignorancia, la vida es relativa, así que nunca se sabe lo que se puede hacer. puedes decidir no escribir, no sólo porque no es el momento y deseas explorar otros aspectos de tu persona, sino también porque no encuentras las palabras adecuadas para expresar lo que sientes, ni sientes que el público puede llegar a entender por lo que estás pasando. es como los príncipes-rana. no existe el príncipe ni existe la rana, sino que todo depende muchas veces de pequeños detalles y momentos de sacrificio y de miradas, y de saber como reaccionar y cuando dar el brazo a torcer y cuando hay que ponerse serio, y que personas son buenas o no para nosotros. porque en el fondo nos metemos en problemas muchas veces sabiendo que no deberíamos hacerlo pero deseando hacerlo porque necesitamos hacerlo o porque no podemos negar la atracción hacia eso que no nos debería de gustar. Y nos gusta porque nuestro cuerpo lo pida, porque nos han educado a ello, o porque es el modelo social de lo que debería de ser? o que es la verdad y que es la imagen de lo que estamos viendo?

eh, eh, eh? ya te he cansado? cuando quieras puedes pegarme en la cabeza con un libro de tu elección.

ehehe...

dios, por qué soy tan increíble? (yo no he dicho eso, es lo que da la intimidad de las máquinas!) uh, vaya, he caído en un momento blog, dios!, tengo que huir, yo que ya apenas uso Internet para escribir a nadie...!

pero no puedo resistirme, es tan divertido...

Ninguno que yo sepa said...

por cierto, se me ha olvidado añadir esto...

Parecía un día como cualquier otro, pero se dio cuenta de que era un día especial en cuanto miró por el exterior de la ventana.

Una pareja de viejos jugando al ajedrez ante un pequeño kiosko. Una pareja caminando de la mano calle abajo. Una pareja de perros jugando mientras sus amos intentaban controlarlos.

En silencio volvió a entrar en su habitación, y dirigió su mirada a la cama que había ocupado, donde se había sentido y había estado acompañado hasta primera hora de la noche anterior.

¿Dónde debe de estar?, se preguntó mientras se sentaba en la única silla que se encontraba allí. Durante un segundo creyó que una lágrima iba a bajar por sus mejillas pero respiró profundamente y levantó la mirada hacia el techo, donde aún se podían ver las manchas producidas por continuas noches de clientes fumando sin parar.

Si pudiera encontrarla... pero ella se marchó antes de que se diera cuenta, mientras se duchaba, y en aquellos momentos podía estar en cualquier lugar.

cualquier lugar... más allá de lo que él podía llegar jamás a alcanzar.

suspiró mientras dirigía durante un segundo su mirada a la ventana, de la cual no sólo llegaba la luz del día sino también los sonidos de vida de una ciudad alegre e insomne. luego se centró en sus manos, como si esperara encontrarla allí, a ella. se sentía tan vacío allí solo, sin ella...

Por fin se levantó de la silla. Había tomado una determinación. Bajaría a recepción y preguntaría...

si podían devolverle la televisión.

Musaranya said...

Mola esto de recibir pequeños esbozos de las novedades de una vida desconocida... el ordenador como una pequeña puerta de acceso a una realidad totalmente ajena. De todos modos si estás cansada siempre puedes cerrarnos el suministro de información y devolverlo cuando tengas más ganas. Público siempre vas a tener:)

P.Chincoa said...

sin título
abierta a la interpretación
dónde está la marca o la causa.

Antihéroe said...

Va, que toca escribir, que mi Greader te echa de menos :)
¡Feli...! Uff, otra vez no. ¡Muá!